JM cumple 200 años

Hace 200 años que comenzó  Jesús-María.

En 1818  Claudina Thévenet y un grupo de amigas se preguntaron qué podían hacer para que su mundo fuera un poco más justo y habitable. Acogieron “el grito sordo” de las niñas que habían quedado en la calle tras el horror de la Revolución Francesa (que como cualquier enfrentamiento siembra de dolor e inhumanidad los corazones).

Claudina y este grupo de jóvenes se unieron y decidieron dedicar toda su vida a ayudar a los más necesitados, en especial a los niños y jóvenes, al estilo de Jesús. Eran conscientes de que empezaban sin nada. Claudina nos cuenta que al comenzar tenía miedo, le parecía “una empresa loca y presuntuosa”. Pero Dios no las deja y les va abriendo camino. Ellas comprueban en múltiples ocasiones que TODO es posible si se pone la confianza y el corazón en Dios.

Y aquí estamos después de 200 años.

 

Muchas mujeres a lo largo de este tiempo han empeñado su vida en construir con sencillez y tesón un mundo más evangélico, más humano.

Religiosas de Jesús-María, de ayer y de hoy: mujeres valientes, arriesgadas, confiadas, soñadoras, generosas, que apuestan  por lo imposible… conscientes de sus límites pero con la confianza puesta en ese Dios cercano y lleno de bondad que nos va transformando día a día.

 

De Lyon (Francia) pronto salieron para la India, hacia Agra, en un viaje épico lleno de dificultades y aventuras. Muchas murieron en el intento, muchas jóvenes, pero eso animó a otras a ponerse en camino.

Y de la India (Agra) a España, Canadá, América, África etc.

Desde entonces hasta hoy muchas mujeres en todo el mundo (Francia, Irlanda, Pakistán, India, Bolivia, México, Siria, Haití, Cuba, Argentina, Canadá, Guinea, Gabón, Camerún, Colombia, Italia, España,etc)  se han ilusionado con llevar esta buena noticia con sencillez. Han ido haciendo vida este sueño de JM, con sus luces y sombras, hasta llegar a  nosotros hoy. Damos gracias por cada una de ellas. Por cada religiosa de JM.

Y damos gracias también por todas las personas que se han unido al proyecto y desde su familia, trabajo o colaboración ha dado vida a JM: colaboradores, profesorado, alumnos, antiguos alumnos, educadores, amigos…

 

Tenemos muchos motivos para celebrar, dar gracias por lo vivido y seguir soñando…

En cada ciudad y país dónde estamos lo iremos celebrando de diferentes maneras, si os interesa pondremos aquí la información y en la web de la Provincia de España:

www.jesus-maria.net.